< Regresar

Enemigos de tu salud

En nuestro país, México. Tenemos problemas de salud sumamente preocupantes, en los últimos años, el aumento en las enfermedades como diabetes, hipertensión, problemas cardiovasculares (embolias, infartos) han cobrado la vida de muchos. Si bien es cierto la esperanza de vida hoy en día es mayor, al mismo tiempo es mayor el riesgo de padecer de estas enfermedades. Lo cual nos coloca en un problema de salud bastante serio.

Según datos de la Organización Mundial de Salud (OMS), los efectos de las dietas malsana y la inactividad física pueden manifestarse por aumentos de la presión arterial, altos niveles de azúcar y colesterol en sangre, por supuesto sobrepeso y /u obesidad.

A continuación, los principales enemigos de la salud de los mexicanos:

  • EL SEDENTARISMO
    Ocasiona un aumento del volumen de grasas en el cuerpo, lo que implica también que se eleven los niveles de colesterol. Es decir, las arterias y venas se vuelven almacenes de grasas que no tienen ningún beneficio. Al contrario, reduce el flujo sanguíneo hacia el corazón y este debe hacer doble trabajo para poder irrigar la sangre, este doble trabajo del corazón es el que le acarrea serios problemas como infartos.
  • TABAQUISMO
    Lejos de mencionar los químicos y sustancias nocivas que trae los cigarrillos, es importante resaltar los efectos que estos tienen en el cuerpo. Entre ellas, la nicotina provoca que el corazón trabaje más rápido. El cigarro también causa bloqueo de las arterias del corazón provocando serios ataques cardíacos.
  • UNA DIETA EQUIVOCADA
    Los alimentos juegan un papel fundamental en el control de la salud del corazón y en general en el cuerpo, ya que es un inicio para eliminar varios factores de riesgo, algunos letales como: la obesidad, colesterol y la hipertensión. La OMS sugiere que todos los días se consuma variedad de frutas y verduras, cereales integrales, reducir el consumo de grasas saturadas como margarinas, mantequillas, carnes rojas, aderezos, mayonesa. Evitar golosinas, bebidas azucaradas y poner atención en la cantidad de alimentos a ingerir.
  • ALCOHOLISMO
    Las investigaciones científicas han demostrado que una ingesta elevada de alcohol ocasiona una enfermedad en el tejido del corazón llamada miocardiopatía. Y por supuesto aumento en la presión arterial y los niveles de glucosa en la sangre, por el exceso de calorías “vacías” consumidas (calorías vacías, cuentan para aumento de peso, pero no para nutrir al cuerpo).
  • OBESIDAD Y SOBREPESO
    Tener exceso de peso disminuye la expectativa y la calidad de vida. Ya que con exceso de peso se aumenta más del doble el riesgo de enfermedades del corazón, hipertensión, diabetes, niveles de colesterol elevado y algunos tipos de cáncer. De aquí la importancia de preocuparse por bajar de peso. Ahora que estás al tanto de los principales enemigos de la salud te invitamos a hacer cambios en tu estilo de vida y de tu familia. La prevención es la  principal y mejor herramienta para hacer frente a las enfermedades. ¡Nunca es tarde para cuidar tu salud!

Bibliografía: Casanueva, Esther. Nutriología Médica. 3ª ed. México. Editorial Medico Panamericana, 2008.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *