< Regresar

Relájate y vive mejor

El trabajo, la reunión, la escuela, los niños, la tarea, la comida, el banco, mi cita, la ropa, el tráfico, el tiempo ¡Sí! Sin duda que traes todo esto en la mente y más, pero ¿hay tiempo para ti? ¿No? Entonces ¿estarás sufriendo las consecuencias de un estrés no controlado? en este momento y tu cuerpo te lo grita, tranquilo (a), lo que necesitas es un respiro, y nosotros te contamos cuales son algunos ejercicios y tips para organizarte mejor y liberar el estrés de una manera saludable.

Quizás todo está en nuestra personalidad. Los responsables son la dinámica del propio individuo, su percepción sobre sí mismo y el significado que le da a ciertas situaciones estresantes de la vida, llámese familia, trabajo, escuela, etc. A estos comportamientos de riesgo se les atribuye alteraciones psíquicas y somáticas que acaban con tu persona.

Mira esto; en San Francisco dos cardiólogos, Meyer Friedman y Ray H. estudiaron los patrones de comportamiento del individuo y su relación con enfermedades cardiacas y estrés, lo que los llevo solo a dos grupos de personas A y B.

Entonces… ¿Qué tipo de persona soy? Las personas de tipo “A” sufren de un estrés negativo y son 3 veces más propensas a ataques del corazón, tienden a ser obsesionados por el tiempo, se impacientan o se irritan con facilidad cuando de esperar se trata, y tratan de hacer más de dos cosas a la vez, si eres muy competitivo hasta en los juegos de mesa, entonces encontraste tu grupo.

Por el contrario, las personas del grupo “B” son todo lo contrario, ellos son libres, no están conscientes del tiempo, se sienten a gusto con una cosa a la vez, tienen paciencia y seguridad. Ahora que ya sabes en que grupo te encuentras necesitas hacer algo, y terminar tus días de ansiedad para poder ser feliz y rendir mejor.

  • Todo se puede arreglar, solo necesitas un poco de disciplina y el deseo de cuidar tu salud, mira estos sencillos tips:
  • No descuides tus horas de comida. ¿tu salud es una prioridad? Cuida tus
    horas de comida, así vivirás más contento y atento.
  • Date tiempos libres. No todo es trabajo, correr y manejar, debes estar
    consiente que tu cuerpo necesita relajarse, tu familia lo agradecerá
  • Hacer ejercicio. ¿Enojo? ¿Angustia? ¿Depresión? Déjalo todo en la pista de carreras
  • Sonríe más (y mejor tu sentido del humor). El humor puede librarte demalos ratos y aumenta la serotonina y las endorfinas (hormonas de la felicidad) aliviando hasta la tensión muscular Mantén contacto con la naturaleza. ¿Cuándo fue la última vez que visitaste un parque? ¿O te diste vacaciones para disfrutar? Estar en contacto con lo natural te da aliento y te sienta bien
  • Lleva una agenda. Apuntar nuestros pendientes y trabajos, te ayuda a organizar tu tiempo y tus pensamientos, dándole prioridad a las actividades más importantes, pero, se realista con tu tiempo. Si tienes poco tiempo ajusta solo lo necesario
  • No dejes lo que puedes hacer hoy para mañana. Pensar que eres Superman o la Mujer maravilla y que todas las puedes librar, dejándolo todo para el ultimo día, solo te hará entrar en crisis
  • No te tomes nada personal. Nadie puede hacerte sentir mal a menos que tú lo permitas
  • Y por último y no menos importante si es necesario busca ayuda. Acudir con un profesional de la salud, por cuestiones físicas o psicológicas no es malo ¡al contrario! ¡Tú puedes! ¡Cuéntanos como te fue!

Bibliografía:
Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado. Guía para el estrés causas, consecuencias y prevención. Revisado el día 18/06/15 en http://www2.issste.gob.mx:8080/images/downloads/instituto/prevencion-riesgos- trabajo/Guia-para-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *